-->

GALLETAS DE AVELLANA Y CHOCOLATE

Vamos a preparar una riquísimas galletas de avellana y trocitos de chocolate. Para mis hijos son las mas ricas que preparo y todos los que las prueban, coinciden en que tiene sabor a crema de chocolate para untar tipo nocilla. Este sabor parecido es debido a sus ingredientes,  ya que lleva avellana y chocolate que son dos de la crema de chocolate. Las galletas siempre salen y son muy fáciles de hacer, eso sin contar con que sabes, que todos los ingredientes son naturales y sanotes. Las primeras galletas que se hacían eran duras, secas y no llevaban azúcar. Solían hacerse en el horno cuando empezaba enfriarse tras haber horneado pan. Unas de las primeras galletas eran especiadas con jengibre y les llamaban " pain d'épices"en francés, que significa pan de especies, fue traído a Europa por el monje Gregoire de Nicópolis. El dejo Armenia, para vivir en Francia. Allí vivió durante siete años y enseño a otros sacerdotes a preparar el pan de jengibre. Este pan era muy denso con melaza y como era muy caro de hacer, de ahí surgieron las primeras galletas de jengibre con las sobras del pan con melaza. El primer comercio de galletas de jengibre fue en el siglo XVI, cuando se vendían en las farmacias de los monasterios y en los mercados de agricultores. Siempre os digo lo mismo, pero no hay nada como hacer unas galletas casera......y ese olor que deja en casa....uhmmmmmmm





Ingredientes:

● 1 clara de huevo
● 100 gr. azúcar
● 1 cucharada de azúcar avainillada
● 80 gr. avellana cruda molida
● 40 gr. harina integral
● 70 gr. gotas de chocolate
● 1 cucharadita de sal
● 1 cucharadita de canela molida

Vamos a la receta...



Batimos con la varillas eléctricas la clara del huevo junto con el azúcar y el azúcar avainillado hasta conseguir una mezcla blanquecina.



Pelamos las avellanas y las trituramos..(podéis comprarlas molidas) y las añadimos a la mezcla.




Ponemos la harina, sal, canela y batimos de nuevo.



Añadimos las gotas de chocolate y removemos.



Con las manos húmedas cogemos bolitas del tamaño de una nuez y le damos forma de galleta.

Colocamos en una bandeja de horno sobre papel sulfurizado y metemos en horno precalentado, calor arriba y abajo a 180° durante unos 10 minutos o cuando veáis que están doraditas por el filo.



Cuando las saquemos colocamos sobre unas rejillas.



Esta tarde un zumo de naranja recién exprimido y estas galletas de avellana y choco......

No hay comentarios:

Publicar un comentario