-->

GALLETAS INTEGRALES CON ACEITE DE OLIVA Y NARANJA

Hoy, en un ratillo, he hecho estas galletas sanas y riquísimas. Ya nunca compro galletas industriales, salvo en alguna ocasión que no tengo tiempo y me cojo unas integrales maría de mercadona. Ahora comprar galletas es de examen, con omega, apta par diabéticos, sin colesterol, sin azucares añadidos, un sinfín de nombrecitos que me vuelven loca. Preparar unas galletas es muy fácil y saber que sólo estas comiendo ingredientes naturales, las hace mas ricas. Ya sé que al no tener conservantes, duran menos, ¿y que?, si las galletas que hacemos, metidas en una lata o bote hermético se conservan muy bien, además no da tiempo, porque nos la comemos volando. Para estas galletas he utilizado aceite de oliva virgen extra de Bailén, y con harina integral. Ya sé que me vais a decir que por que utilizo tanto integral, pues simplemente porque es mas sano y me encanta. La harina integral es harina de trigo sin refinar, es decir la harina que se usaba antes, con su cubierta exterior, el germen de trigo y sus componentes, fibra, ácidos grasos, minerales, vitamina B y hierro, mientras que la harina refinada es la parte interna blanca, que contiene proteínas y algo de almidón. Yo sólo le veo ventajas, aunque también tengo que decir que utilizo harina de trigo refinada para otras recetas, pero cada vez menos. Si os fijáis, cada vez hay mas productos integrales en las tiendas, aunque a veces son de todo menos integral.





Ingredientes:

● 200 gr. harina integral
● 1 huevo
● 75 ml. aceite oliva virgen extra
● 75 gr. azúcar moreno
● 1 cucharadita levadura royal
● 1 pizca de sal
● 1 naranja

Vamos a la receta...



En un recipiente ponemos el azúcar, el huevo y el aceite de oliva virgen extra.



Batimos con las varillas, y cuando esté bien mezclado añadimos el zumo y la ralladura de la naranja.



A continuación mezclamos la harina, sal y levadura, tamizamos y lo incorporamos a la mezcla anterior.



Batimos todo muy bien con las varillas y vamos poniendo cucharadas, en la bandeja de horno con papel sulfurizado.



Metemos en horno precalentado a 180° durante 10 minutos, cuando veamos que los bordes están doraditos.

Sacamos y ponemos en unas rejillas hasta que enfríen.



Listas para disfrutarlas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario